Estamos empezando a pensar que las personas emprendedoras son como los gatos, y los empresarios y empresarias se parecen más a los perros. ¿Qué piensas tú? ¿Eres más de gatos o de perros?

gato-perro